Impunidad y desapariciones

Existe una correlación entre los hogares que tienen una víctima de desaparición y nuestros tres indicadores de impunidad, los cuales nos hablan del ambiente institucional en que se reproduce la impunidad. En aquellas entidades federativas donde hay un mayor índice de impunidad, hay más hogares con víctimas de desaparición. En el siguiente cuadro se observan los resultados de los tres modelos:
  • Manteniendo constante la población, y el crecimiento del PIB, por cada punto de impunidad medida a partir de la totalidad de los delitos cometidos, se cometen 173 desapariciones. Es decir, cada punto de impunidad explica la desaparición de 173 personas.
  • Manteniendo constante la población, y el crecimiento del PIB, por cada punto de impunidad medida a partir de la totalidad de los delitos que fueron denunciados se cometen 38.8 desapariciones.
  • Manteniendo constante la población, y el crecimiento del PIB, por cada punto de impunidad medida a partir de la totalidad de los delitos en que se abrió una averiguación previa se cometen 25.1 desapariciones.
  • Manteniendo constante la población, y el crecimiento del PIB, por cada punto que aumente la tasa de sentencias sobre homicidios registrados, habrá 10.4 desapariciones menos, es decir, entre más sentencias, menos desapariciones.

En el caso de los tres estados con mayor cantidad de personas desaparecidas en 2016, Michoacán, Veracruz y Puebla:

En Michoacán, en 2016, 4,435 hogares afirmaron tener al menos un desaparecido. Michoacán tiene un índice de impunidad de 51% medido a partir de las averiguaciones previas. Si se lograra transformar ese 51% de averiguaciones previas impunes en averiguaciones que tuvieran algún resultado (se otorgó el perdón / Está en trámite / Recuperó sus bienes o hubo reparación del daño / Se puso al delincuente a disposición de un Juez), se tendrían 1,290 hogares menos que mencionan tener un desaparecido. ¿Qué significan esos 1,290 hogares para Michoacán en el 2016? El 29% del total de los hogares que mencionan tener al menos un desaparecido en 2016.

Puebla tuvo en 2016 2,125 hogares que afirmaron tener al menos un desaparecido. El nivel de impunidad del estado, medido a partir de las averiguaciones previas, es de 43.22%. Si en lugar de ello, se lograra algún resultado como los mencionados en el párrafo anterior, esta entidad tendría 1,085 hogares menos con un desaparecido. Es decir, en lugar de 2,125 hogares con personas desaparecidas, habría 1,040 hogares. Esta diferencia representa el 51% del total de hogares que afirman tener una persona desaparecida en dicho año.

Veracruz tuvo en 2016 2,117 hogares mencionaron tener al menos una persona desaparecida en 2016. La tasa de impunidad, medida a partir de las averiguaciones previas, es de 58.09%. Si en esas averiguaciones previas se lograra un resultado, habría 1,458 hogares menos con un desaparecido, es decir, se tendría una baja de 68.87% en los casos de desaparición. En lugar de los 2,117 desaparecidos en 2016, se tendrían 659.